lunes, 26 de enero de 2015

Louis Alexandre Berthier, Mariscal del Imperio

Hablar de Louis Alexandre Berthier, Mariscal, Príncipe de Wagram, Soberano Príncipe de Neuchâtel y Valangin (1753-1815), es hablar de uno de los personajes principales en el entorno más próximo a Napoleón. Tras una dilatada carrera militar, Berthier se consagró como la mano derecha del Emperador gracias a sus dotes de trabajo y meticulosidad unidos a una inusitada capacidad para sintetizar y traducir en posteriores órdenes todas las disposiciones y directrices previamente dictadas por Napoleón. No siempre apreciado por éste último y blanco algunas veces de sus ataques de cólera, no impidio que Berthier fuera un acompañante fiel en casi todas las campañas militares del Imperio. Su muerte en extrañas circunstancias en 1815 impidió que asistiera al acto final de la tragedia napoleónica en la campaña de Bélgica y que fuera echado de menos por todos y muy especialmente por el emperador francés: " Si j'avais eu Berthier, je n'aurais pas eu ce malheur ", como confesó el mismo Napoléon a Les Cases, en Santa-Helena, a proposito de la derrota de Waterloo.(1)
Su nombre ha pasado a ser sinónimo del Jefe de Estado Mayor eficiente en todas las circunstancias.


Louis Alexandre Berthier (2)


CRONOLOGÍA



1753 – Nace el 20 de noviembre.

1766 – Recibe su comisión en los ingenieros gracias a los servicios de su padre.

1781- Destinado al cuerpo expedicionario francés en Norteamérica, empleado en el estado mayor del general Conde de Rochambeau.

1783- Vuelve de América con el grado de capitán y es enviado a Prusia bajo el mando del Marqués de Custine, para estudiar la organización militar del gran Federico.

1788- Sirve como brigadier mayor en el campo de instrucción de Saint Omer. Condecorado con la cruz de San Luis.

1789- Con el grado de Teniente Coronel es jefe de estado mayor del Barón de Besenval, comandando las tropas alrededor de Paris.

1791- Después de la caída de la Bastilla y que Lafayette como organizador de la Guardia Nacional le nombrara asistente intendente general, se le encomienda la organización e instrucción de 30 batallones de voluntarios acantonados entre el Somme y el Mosa.

1792- Tras estallar la guerra, es destinado como Mayor General y jefe de Estado Mayor de su antiguo jefe Rochambeau.

1793-Cae en desgracia por su íntima relación con los nobles del viejo Ejército Real y sus conexiones familiares. El ejército no puede contar con su concurso a pesar del reclamo de sus servicios por varios jefes militares en el frente.

1795- Con la caída de los Jacobinos, es restituido en su rango y enviado como jefe de estado mayor de Kellermann, al mando del Ejército de los Alpes, y antes de que acabe el año su trabajo sirve de modelo para el resto de ejércitos de la república.

1796- Bonaparte reclama a Berthier como su jefe de Estado Mayor, relación que dura hasta 1814.

1800- Transferido desde la Oficina de Guerra hasta el mando de las tropas del Ejército de la Reserva. Después de la batalla de Marengo es destinado a Madrid como Embajador Extraordinario.

1805- Ya como Mariscal es nombrado Mayor General y Jefe de Estado Mayor del Ejército del Océano. Después del tratado de Pressburg y el retorno de Napoleón a Paris, Berthier queda al mando del ejército francés.

1806- Napoleón le confiere el Principado de Neuchâtel, con el título de Príncipe y Duque. Tras algunos desajustes, en sólo tres días organiza el transporte de suministros para el inicio de la campaña contra Prusia.

 
Escudo de amas de Berthier, Mariscal de Francia y príncipe de Neuchâtel.(3)



1807- Organiza los suministros de la campaña como mayor General y alternando su cargo en la Oficina de Guerra supervisa al mismo tiempo las fuerzas francesas en Italia y Nápoles.

1808- Contrae matrimonio con Isabel, la hija de Guillermo, Duque de Baviera, dejando a su antiguo amor, Madame Visconti. Participa en la entrada de las tropas de Napoleón en España. A la vuelta del Emperador a Francia permanece con el rey José.

1809- En el preludio de la campaña contra Austria Berthier toma el mando temporal de las tropas en Baviera. La llegada de Napoleón al frente corrige el error inicial de Berthier de dejar aislado al Cuerpo del Mariscal Davout frente a los austriacos. Uno de los pocos errores significativos de su carrera, que le granjean asimismo la enemistad del famoso mariscal.

1810- Enviado a Viena como Embajador Extraordinario para reclamar la mano de la Archiduquesa Maria Luisa para su Emperador.

1812- Tras la desastrosa campaña de Rusia, queda como mayor general para ayudar a Murat con los restos del ejército. Tras la huida de Murat nombra al Príncipe Eugène como el sucesor de Murat. 

1813- El 9 de Febrero regresa a Paris. Campaña de Alemania y derrota en Leipzig.

1814- Campaña de Francia. Tras la abdicación de Napoleón, dirige la retirada de los restos del ejército y prepara la guardia que ha de acompañar al Emperador a la isla de Elba, pero sin acompañarle en su destierro. En el nuevo régimen de Luis XVIII, Berthier acepta una de las capitanías de las nuevas compañías de guardias reales y unido al hecho de que, como Mariscal más mayor, acompaña al resto de mariscales para conocer al Rey en Compiègne, provoca que sea visto como un traidor por Napoleón y los Imperialistas.

1815- Con el regreso de Napoleón a Francia, abandona Francia y se retira a Bamberg. Muere por una caída que se atribuye a un suicidio en su casa.(4)


____________________________________________________________________________________
Fuentes:

(1). http://www.napoleon.org/fr/salle_lecture/biographies/files/berthier.asp
(2). http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/8/83/Mar%C3%A9chal_Berthier.jpg
(3). http://es.wikipedia.org/wiki/Louis_Alexandre_Berthier
(4). NAPOLEONS MARSHALS, por R.P. Dunn-Pattison, M.A., Methuen&CO, London, 1909 

No hay comentarios:

Publicar un comentario