viernes, 13 de abril de 2018

Agustina Saragossa Domenech ó Agustina de Aragón

Agustina de Aragón, por F. Dalmau (a)
Del 5 al 14 de octubre de 2012 se presentó una exposición de 24 pinturas del pintor catalán Augusto Ferrer Dalmau, en la Capitanía militar de Zaragoza. El reputado pintor declaraba a propósito de su cuadro de Agustina de Aragón: "Quería hacer una 'Agustina' normal. Siempre la pintan como si fuera una mujerona y en realidad era casi como una niña. He querido plasmar la hermosura de una chica frágil, y la he pintado serena, después de la batalla, rodeada de muertos, pero no pegando gritos, como se la suele representar."

La vida de Raimunda María Agustina Saragossa y Domenech no dejaría de ser la historia de muchas mujeres que fueron contemporáneas de la Guerra de Independencia o de tantas guerras de otras épocas y que sufrieron sus estragos en sus propias carnes: pérdida de posesiones, haciendas y seres queridos eran las constantes para las mujeres de aquellos años que se veían abocadas participar en los conflictos de sus homólogos masculinos, con mayor o menor fortuna. El caso de Agustina sobrepasa lo anecdótico para entrar en el campo de la mitomanía clásica de la Guerra de la Independencia, en un momento en que los símbolos se convertían en poderosos reclamos para los resistentes y patriotas en situaciones desesperadas (me viene a la mente la excelente película "Enemigo a las puertas", de Jean-Jacques Annaud). En los sitios de Zaragoza se labró la fama, pero no fue, al igual que en los Sitios de Gerona, un caso aislado: muchas otras mujeres participaron de una manera muy destacada y anónima en el esfuerzo de resistencia de las ciudades, y cuyos nombres han pasado en su casi totalidad al olvido, con la excepción, en el caso de la ciudad aragonesa, de unas pocos nombres: la Reverenda Madre Ráfols, la Condesa de Bureta, Josefa Amar y Borbón, Manuela Sancho, Casta Álvarez y María Agustín.



"The Maid Of Saragossa", por Benjamin Robert Haydon (b)


CRONOLOGÍA

Agustina Zaragoza (c)
1786 – Nace en Barcelona en los primeros días de marzo, Agustina Saragossa Domenech. Sus padres, Pere Joan Saragossa y María Saragossa Labastida eran naturales de Fulleda (Lérida), una pequeña población agrícola.

1796 – La ciudad de Barcelona vivía momentos de miseria como consecuencia de la guerra contra Inglaterra. Crecía el paro por la paralización de las fábricas de hilaturas y el padre de Agustina se quedó sin empleo. En dicha ciudad se crió y educó, viviendo en las parroquias de Santa María, San Pedro y Nuestra Señora del Pino.

1802 – En vísperas de la visita de los reyes a la ciudad condal, Agustina, que entonces contaba con 16 años, es descrita como “una muchacha esbelta, de buena estatura, cabellos castaños y una cara expresiva en la que destacaban unos grandes ojos negros(1)

1803 – El 16 de abril se casa con Juan Roca(I), que era cabo 2º de la brigada del 1er regimiento del Real Cuerpo de Artillería, natural de Massanet de Cabrenys (Gerona), un pueblo de montaña, y destinado a la guarnición de Barcelona. Es posible que dadas las costumbres de la época, se casara por conveniencia, ante la perspectiva que tenían sus padres de poder alimentar una boca menos. A los quince días el matrimonio se trasladó a Mahón, en la isla de Menorca.

1804 – De regreso a Barcelona nace su primer hijo, Juan. 

1808 – A raíz de los sucesos del 2 de mayo, comienza la movilización de tropas y Juan Roca partió hacia la comarca de Anoia. Agustina permaneció unos días en Barcelona, pero el temor a los franceses y con un hijo pequeño, la llevó a huir a la ciudad y dirigirse al frente de Aragón. Juan Roca participa en el 2º combate del Bruc, según su hoja de servicios. A partir de junio de 1808, los cónyuges se separan, Roca se incorpora al cuerpo de ejército del Llobregat y Agustina se dirige con su hijo a Zaragoza, donde llegó entre el 10 y 14 de junio de 1808.

Grabado de Agustina (d)
Una vez comenzado el asedio, colaboraba con el suministro de aguas, tacos y otros trabajos auxiliares en las inmediaciones del Portillo. Con cierto conocimiento de las tácticas artilleras, se presentó ante el mismo Palafox como voluntaria en las baterías. Su único propósito (como escribiría más tarde) era el de animar a las tropas, como también hacían otras mujeres.


En un momento, estando cerca de una de las baterías(II), un balazo derribó al cabo que quedaba al mando, y una granada que hizo explotar la munición acabó con la mayoría de artilleros(III). Al aproximarse una columna de franceses, Agustina no lo dudó, llegó junto a un cañón de 24 libras, tomó el botafuego(IV) y abrió fuego. La reacción fue el inmediato amedrentamiento de los asaltantes, que ya creían conquistada la posición, y reanimó a las tropas que quedaban en pié. Cuando llegaron las tropas de refuerzo, el oficial al mando arrancó las insignias de un artillero muerto y se las colocó a la ya heroína. Agustina no volvió a firmar Saragossa, sino que castellanizó su apellido a Zaragoza.

Permaneció en su puesto hasta la noche del 13 al 14 de agosto, cuando los franceses abandonaron el asedio. Desde aquella hazana tan ruidosa, Agustina fue conocida entre sitiados y sitiadores con el sobrenombre de la Artillera, de lo que ella se enorgullecía. A su vez llamaba a los artilleros los mayores defensores de la ciudad. En aquello momentos, la gesta de Agustina ya era del dominio público(V).


Grabado representando a Agustina en la defensa de Zaragoza (e)


Agustina Zaragoza, por Sir David Wilkie, en un grabado de W. Greatbach (f)


1809 – Durante el segundo sitio se ve envuelta en los combates en torno al convento de la Trinidad Descalza y colaboró en su desalojo cuando la situación se hizo insostenible. Siguió en la lucha pero cayó presa del tifus, que se había declarado en la ciudad debido a las pocas condiciones higiénicas. El 21 de febrero Zaragoza capituló y los prisioneros que no habían jurado lealtad a José I, salieron como una cuerda de presos hacia el cautiverio en Francia. Agustina iba con su hijo, con fiebre y una extrema debilidad.

Agustina de Aragón, por J.Gálvez (g)
Debido a sus pésimas condiciones, el comandante francés al mando de la columna permitió que Agustina subiera a una carreta, y llegaron a Puente de la Reina. Al llegar a dicho enclave, fueron alojados en un antiguo hospital de peregrinos que acudían a Santiago. Agustina aprovechó la estancia en dicho lugar y pudo escapar hacia Cervera de Aguilar, en la Rioja. Los franceses la localizaron y tuvo que huir hacia Ólvega, en Soria. El 27 de marzo el hijo de Agustina moría debido al contagio, la fatiga y la falta de asistencia. Tras su muerte, Agustina se dirigió hacia Teruel, presentándose ante la Junta Provincial, que la envió a Sevilla para que reclamara las recompensas conseguidas por méritos militares.

El 30 de agosto de 1809 la Junta Suprema Central en dicha ciudad le concedió el grado de subteniente de Infantería con el sueldo consiguiente. En su estancia en tierras andaluzas fue homenajeada en las mansiones y en las corridas de toros, el propio Wellington le regaló un par de pistolas con incrustaciones y hasta el poeta lord Byron(VI), desplazado a España, le dedicó unos versos. Pero queriéndose reintegrar a la lucha, se le permitió el retorno al ejército en diciembre de 1809. 

1811 - Fue hecha prisionera en el sitio de Tortosa en enero y trasladada a Zaragoza. Huida de sus captores, huyó hacia la zona de Albarracín, incorporándose a la guerrilla de Francisco Abad “El chaleco”.

1812 – Wellington fuerza que Agustina se incorpore al cuerpo de ejército de Morillo, que se encontraba en tierras leonesas.

1813 – Participa en la batalla de Vitoria. El 11 de diciembre se firma la paz en Valençay.

Sonetos, por Mª del Pilar Sinués (h)
1814 – Agustina reside en Zaragoza donde se había reencontrado con Juan Roca. Se trasladó con su marido a Madrid, donde recibida el 25 de agosto por Fernando VII vio confirmada las recompensas concedidas por Palafox y la Junta Suprema. Recibe homenajes en la corte y entre la nobleza. Tras el reconocimiento real se trasladó a Barcelona, donde permaneció en el anonimato en compañía de su marido, que enfermaría de tuberculosis. 

1817 - Permanecen en Segovia hasta la primavera, adonde se habían trasladado debido a los problemas de salud de Juan Roca, buscando un clima más seco. Regresan posteriormente a Barcelona.

1818 – El 11 de enero nace otro hijo de la pareja, que recibió también el nombre de Juan.

1819 – El 26 de septiembre de 1819, coincidiendo con su ascenso a teniente de artillería, Juan fue destinado a Valencia.

1822 – El 12 de mayo el esposo de Agustina solicita el traslado a Barcelona, debido a no poder continuar en el servicio activo por causa de su enfermedad.

1823 - Por Real Orden del 16 de enero de 1823 y merced a los excepcionales méritos contraídos por la heroína, se le concedió la ayuda solicitada por su precaria situación familiar. Juan Roca muere el 2 de agosto en el entonces Hospital Militar de Barcelona. Una vez viuda, Agustina regresa a Valencia

1824 – En marzo contrae un nuevo matrimonio(VII) con Juan Cobo y Masperuza, un médico almeriense, que con el tiempo se convertiría en un ferviente carlista.

Estatua Agustina en Fulleda. (i)
1825 – El 13 de julio nace en Valencia su hija Carlota Juana. Poco después la familia se trasladó a Sevilla por motivos profesionales. Durante unos años desarrolla una vida tranquila y su condición de militar sólo traslucía a la hora de reclamar los retrasos de su paga de subteniente de Infantería.

1847 - En 1847 se casa su hija Carlota con D. Francisco Atienza Morillo, Oficial 1º de Administración Militar, destinado en Ceuta,

1853 – La entrega de su marido a la actividad política y sus continuos viajes distancian al matrimonio y Agustina decide abandonar Sevilla y trasladarse a Ceuta junto con su hija Carlota, mientras su marido se queda en Sevilla y solamente de tarde en tarde aparece por Ceuta. La heroína con su hija y su yerno, vive primeramente en la casa nº 10 de la calle de la Muralla, para trasladarse definitivamente a la casa número 40 de la calle Real, edificio conocido por la Casa Grande, por ser el mayor que entonces había en esta calle y que pertenecía al general O’Donnell y con anterioridad a los duques de Medinaceli. En Ceuta, en la que abundaban los militares, recobra una cierta notoriedad por la leyenda de su nombre y el relato de sus hazañas a quien quisiera escucharlas. De su estancia en Ceuta, existe documentación del año 1855, cuando Agustina ostentó el grado de subteniente agregado al Regimiento Fijo de Ceuta, con un sueldo vitalicio de 511 reales de vellón." (8)

1857 – Una grave afección pulmonar acaba con su vida(VIII) el 29 de mayo, a la edad de setenta y un años. Fue sepultada en el cementerio de Santa Catalina.

1870 – Sus restos son trasladados a Zaragoza, donde recibieron sepultura en la basílica del Pilar.

1908 – Con las celebraciones del primer centenario de la Independencia, fue trasladada a un mausoleo conmemorativo en la iglesia parroquial de Nuestra Señora del Portillo, junto con otras heroínas de los Sitios.



Monumento a Agustina de Aragón en Zaragoza, obra de Mariano Benlliure.(j)



- - - - - o - - - - -

(I) – Roca era un soldado experimentado que había intervenido en la campaña de Portugal en 1797, y posteriormente en la Guerra de las Naranjas, en 1801, donde participó en los combates de Campo Maior y Porto Alegre. Posteriormente participaría en la 2ª batalla del Bruc, en el bloqueo a Barcelona, Molins de Rey, en las acciones de María Montorrita y Belchite en Aragón, en la acción del 21/09/1810 en el Campo de Tarragona y en el sitio de las Islas Medas.(1)

(II) - "Al reventar una granada cerca de la casa que ella vivia, sin reparar en peligros, dirigiose a la bateria del Portillo para ver a su marido que era sargento de artilleria, dispuesta a morir con el antes que los sitiadores vencieran" [citado por el periodista Luis Martínez Escauriaza]. Lo dicho lo confirma la propia heroína: "Yo me acorde de mi hombre, mi querido Juan, estaba en el Portillo de San Agustin. No se en que libros había leído las proezas realizadas por los habitantes de Numancia y Sagunto, y los milagros que una heroína de los franceses, Juana de Arco, hubiera llevado a cabo. El deber de esposa, el deber de patriota, pensaba, me exigen poner a precio mi vida. ¿Donde mejor punto que en la batería de San Agustín?".(2)

(III) - "Podemos resumir que desde que se iniciaron las acciones francesas [refiriéndose al 1er asedio] sólo estaban presentes en Zaragoza tres oficiales facultativos D. Juan Cónsul, D.Ignacio López, D.Rafael de Irazabal (detenido en la Aljafería) y el oficial práctico D. Pedro Dango y unos 300 artilleros". [...] "Los artilleros sellaron con su sangre las puertas de Zaragoza. Diecisiete murieron en la batalla de las Eras el 15 de junio. Los días 1 y 2 de julio perecieron en el Portillo cincuenta. El 4 de agosto murieron todos los sirvientes de la batería de Santa Engracia. Muchos otros morirían en las otras puertas de la ciudad y en las salidas y acciones contra el enemigo. Por ello el vecindario se extremaba en agasajarlos, llevándoles agua y alimentos. En las baterías y entre los artilleros será donde realicen heroicas acciones Agustina Zaragoza Domenech, Casta Álvarez o Manuela Sancho apodada «la artillera».(12)

(IV) – Botafuego: Bastón grueso con una hendidura en una extremidad, donde se pone la mecha para dar fuego; y la otra extremidad está calzada con un regatón de hierro, para clavarlo en tierra. Con él se da fuego a la pólvora del oído del cañón el artillero.

(V) - Palafox le concedió una pensión de 30 reales diarios, el rango de alférez de artillería y dos condecoraciones.(1)

(VI) - Poema de Lord Byron, “Childe Harold” (1812-18)
"Augustina, the Maid of Saragossa
YE who shall marvel when you hear her tale,
Oh! had you known her softer hours!

* * * * * * * * * * * * * * * * * *
Scarce would you dream that Saragosa’s tower
Beheld her smile in danger’s Gorgon face,
Then the closed ranks and lead in glory’s fearful chase.
Her lover sinks-she sheds no ill-timed tear;
Her chief is stain=-she fills his fatal post;
Her fellows flee-she checks their base career;
The foe retires=-she heads the sallying host
."(7)

(VII) – "Cometió el error de no iniciar un expediente de matrimonio por su condición de militar, considerado una falta disciplinaria y que retrasaría la percepción de su sueldo, hasta entrado el año 1830 que se benefició de un indulto real."(1) ... aunque normalmente ya costara que sus sueldos le llegaran puntualmente.

(VIII) - "Agustina siente que el final esta cerca y hace testamento ("Declaro –afirma en el testamento – no adeudar dinero a nadie. Es mi voluntad que de cuantos efectos papeles, muebles, ropa y alhajas de mi pertenencia se encuentran a mi fallecimiento sea recogida por mi única hija, doñas Carlota Cobos Zaragoza, en cuya compañía vivo"). Se apaga su vida el día 29 de mayo de 1857.Se había extendido por la ciudad su gravedad extrema y muchas gentes le acompañan al sacerdote que le dará los últimos sacramentos, le acompañan sus hijos y nietos. Es amortajada con el uniforme, y sobre el féretro son colocados el sable y el morrión. Al día siguiente es el entierro. La ceremonia religiosa es la iglesia  de Santa Maria de los Remedios, con asistencia de todas las autoridades y un denso gentío. Fuerzas  d la guarnición rinden honores militares  a  los mortales  restos de la heroína del Portillo. Solo el redoble de los tambores quiebra el conmovido silencio  de la multitud. Todo él Pueblo Ceutí esta en la calle. Desfila ante el una gloria de España. Es sepultado el cadáver en el cementerio de Santa Catalina: Departamento de San Cayetano, nicho núm. 1. Sobre la sepultura se coloca una placa de bronce con la inscripción de bronce: "A la memoria de Dª Agustina Zaragoza. Aquí yacen los restos de la ilustre heroína de Zaragoza, cuyos hechos de valor y virtud en la guerra de la Independencia llenaron al mundo de admiración. Su vida, tipo de moral cristiana, terminó en Ceuta, el 29 de mayo de 1857, a los 71 años de edad; su esposo don Juan Cobos, su hija dª Carlota, e hijo político don Francisco Atienza, dedican este recuerdo a los restos queridos. R.I.P."(9)



________________________________________________________________________________

Fuentes:

(1) – “Agustina de Aragón. La mujer y el mito” – María Pilar Queralt del Hierro, La Esfera de los Libros, Madrid, 2008
(2) – “Agustina Saragossa Domenech” – Agustin Coy Cotonat, Taller tipográfico de José Guerra, Ceuta, 1914
(3) –"Las Heroínas Españolas" - J. Conde de Salazar y Souleret, Tomo I, Ed. Juan Muñoz Sánchez,
1901?
(4) - http://www.asasve.es/portal/index.php?mod=article&cat=articulos&article=522. Artículo "Agustina Zaragoza Doménech, inmortal heroína de los Sitios de Zaragoza", por Francisco Ángel Cañete Páez.
(5) - https://eszaragoza.blogspot.com.es/2014/01/cosas-y-casos-de-agustina-saragossa-i.html
(6) - http://myartblogcollection.blogspot.com.es/2015/07/23-art-works-for-agustina-de-aragon.html.
(7) - http://world4.eu/augustina-childe-harold-lord-byron/
(8) - https://agustinazaragoza.wordpress.com/2014/11/28/agustina-de-aragon-la-catalana-que-lucho-en-el-bando-patriota-espanol/
(9) - http://www.asociacionlossitios.com/agustinadearagon.htm
(10) - https://www.zaragoza.es/ciudad/artepublico/detalle_ArtePublico?id=174(11) - "Heraldo de Aragón", ejemplar del 23 de septiembre de 2012
(11) - http://ferrerdalmaunoticias.blogspot.com.es/2012/10/historia-y-ejercito-en-zaragoza.html
(12) - "Memorial de Artillería extraordinario. Bicentenario del 2 de mayo de 1808" - Artículo "Los artilleros en los sitios de Zaragoza, al pie de los cañones" - José Antonio Pérez Francés, MINISDEF, 2008 

Imágenes:

(a) - De Augusto Ferrer-Dalmau - Trabajo propio, CC BY-SA 3.0, https://commons.wikimedia.org/w/
index.php?curid=25237997
https://es.wikipedia.org/wiki/Agustina_de_Arag%C3%B3n#/media/File:Agustina_de_aragon4red.jpg
(b) - http://en.wahooart.com/@@/9DGDCG-Benjamin-Robert-Haydon-The-Maid-Of-Saragossa
(c) - https://fineartamerica.com/featured/agustina-de-aragon-agustina-saragossa-everett.html
Agustina De Aragon, Agustina Saragossa is a photograph by Everett which was uploaded on October 15th, 2013.
(d) - By Fernando Brambila - http://www.fundacion2008.com/web/galeria/index2.php?id=6, Public Domain, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=4983494
(e) - http://www.abc.es/fotonoticias/fotos-aragon/20140424/cuadro-representando-agustina-aragon-1612437373634.html
(f) - https://www.gettyimages.es/detail/fotograf%C3%ADa-de-noticias/the-defence-of-saragossa-spain-1808-9-augustina-fotograf%C3%ADa-de-noticias/929237742#the-defence-of-saragossa-spain-18089-augustina-the-maid-of-saragossa-picture-id929237742
(g) - Gálvez,_Juan_-_Agustina_de_Aragón_-_Google_Art_Project.jpg
De English: Gálvez, Juan - jwHHCLpyzYs30g at Google Cultural Institute, zoom level maximum, Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=29828082
(h) - http://bivaldi.gva.es/es/consulta/registro.cmd?id=8623 - Agustina de Aragón : romance histórico (1870?) - Sinués, María del Pilar, 1835-1893
(i) - http://www.turismegarrigues.com/es/comarca/poblaciones/fulleda/imagenes
(j) - De Roberto Abidanza - Flickr, CC BY-SA 2.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=1578107

1 comentario:

  1. Digna de ser retratada por ese pintor.
    Cuantas historias, que podrían inspirar una novela gráfica.
    Saludos

    ResponderEliminar